Archivo mensual: septiembre 2012

Cómo cuidar el coche para un buen envejecimiento

envejecimiento

Seguro que podíamos cuidar el coche mejor de como lo hacemos. A veces intentamos hacerlo lo mejor posible pero hay detalles que dejamos pasar por alto.

Cuidar el coche como es debido nos ayuda a un buen envejecimiento y, por lo tanto, el coche nos puede aguantar más años sin necesidad de cambiarlo. Para que nos dure el máximo tiempo posible, podemos seguir una serie de consejos que nos ayudarán a alargar la vida de nuestro coche.

En primer lugar, no podemos dejar pasar por alto el mantenimiento programado de nuestro coche. Es muy importante realizar las revisiones que nos marca el fabricante en el momento que viene reflejado en el libro de mantenimiento. Gracias a una revisión a tiempo, podemos evitar una reparación costosa en el futuro.

Además, en el propio libro de mantenimiento viene reflejado todos los puntos de revisión de nuestro coche cada vez que llevamos el coche al taller. De este modo, no tenemos que preocuparnos por si ha quedado algo sin revisar.

envejecimiento Mucha gente dice que le hace muy pocos kilómetros al coche y por ese motivo no lo lleva cada año a realizar el mantenimiento. Esto es un error, ya que los líquidos pierden sus propiedades y pueden afectar al correcto funcionamiento de nuestro coche. Si de verdad quieres cuidar el coche, no lo hagas así.

Otro consejo para cuidar nuestro coche consiste en conducir suavemente cuando el motor está frío, evitando así forzar el motor. Siguiendo este consejo evitaremos el desgaste prematuro en muchas piezas del motor ya que, el aceite, todavía no se encuentra a su temperatura óptima de trabajo y no realiza su función perfectamente.

Este consejo es especialmente útil en los motores con turbo para cuidarlos como es debido. En los motores turboalimentados es muy importante la lubricación de esta pieza, por lo que deberemos ser muy cuidadosos con la forma de conducir cuando el vehículo se encuentra frío.

Estamos a vuestra  disposición para cualquier consulta en entrepuentes@entrepuentes.es ó en le teléfono 924 279 690

Fuente: tallervirtual.com

Anuncios

Consejos para conducir bajo la lluvia

Car driving in rain

Estamos en Septiembre, hace calor pero no como en Agosto y poco a poco tenemos que decir adiós al verano para recibir al otoño. A partir de ahora lo que nos esperan son días de lluvia y frío.

Conducir bajo la lluvia requiere de mayor atención y precaución, ya que el asfalto se encuentra más resbaladizo, lo que puede resultar más peligroso. Vamos a ver una serie de consejos para tratar de conducir tranquilamente bajo la lluvia y evitar algún susto.

En primer lugar es muy importante llevar la presión de los neumáticos al nivel marcado por el fabricante. También debemos fijarnos en los testigos de desgaste y sustituir los neumáticos cuando su profundidad sea menor de 1,6 milímetros. Con unos neumáticos nuevos evacuaremos mucho mejor el agua de la carretera.

La lluvia resta visibilidad, por lo que debemos llevar las luces de cruce encendidas. De esta forma  veremos mucho mejor todo lo que nos rodea y también seremos vistos por los demás conductores.

Estamos en una buena época para sustituir las escobillas del limpiaparabrisasSustituyendo las escobillas, nos aseguraremos una buena visibilidad y no será necesario adivinar dónde está la carretera. También podemos aplicar un producto repelente de la lluvia, para mejorar aún más la visibilidad, así como rellenar el líquido del depósito limpiaparabrisas.

Lluvia

Las primeras gotas de lluvia son las más peligrosas de todas. Éstas, mezcladas con el polvo y la grasa que se encuentra en el asfalto, hacen de la carretera una superficie muy resbaladiza, por lo que es importante extremar las precauciones.

Debemos tener cuidado con las diferencias de temperatura que hacen que se empañen los cristales. Es necesario accionar el aire acondicionado paradesempañar rápidamente los cristales y obtener una buena visibilidad.

Tampoco debemos olvidarnos de circular con precaución, anticipándonos a los movimientos de los demás conductores. De la misma forma, debemos evitar realizar movimientos bruscos, ya que perderemos el control con mucha más facilidad que si circulamos sobre seco.

En caso de encontrarnos con un charco de agua, evitarlo en la medida de lo posible de forma suave. Si no lo podemos evitar, debemos pasar sobre él con cuidado y manteniendo la velocidad, ya que se puede producir aquaplaning. Una vez hemos salido del charco, es bueno pisar repetidamente el freno de forma suave para secar las pastillas de freno de nuestro coche.

Con estos consejos estaremos más seguros a la hora de circular bajo la lluvia y seguramente lograremos evitar más de un susto y un accidente, algo que agradeceremos enormemente.

Estamos a vuestra  disposición para cualquier consulta en entrepuentes@entrepuentes.es ó en le teléfono 924 279 690

Fuente: tallervirtual.com

El aceite, la sangre de tu motor

aceite-motor

El aceite es uno de los elementos fundamentales para el correcto funcionamiento del motor de nuestro coche. La misión del aceite es lubricar y proteger el motor, ya que se encargada de formar una película de aceite entre las partes móviles del motor, con lo que se consigue disminuir el desgaste y la temperatura.

De forma periódica es muy importante revisar el nivel de aceite de nuestro coche y comprobar que se encuentra entre el mínimo y el máximo de la varilla. En caso de estar por debajo del mínimo, es necesario rellenar un poco de acete.

Como todos sabemos, es necesario sustituir el aceite de forma periódica, tal y como nos indica el fabricante porque, con el paso del tiempo y de los kilómetros, va perdiendo sus propiedades lubricantes. Tampoco debemos olvidarnos de sustituir el filtro de aceite por uno nuevo.

En el mercado nos podemos encontrar una gran cantidad de tipos de aceite para nuestro coche, con distintos grados y composiciones. Para empezar, tenemos dos tipos de aceite, los Multigrados y los Monogrados.

El aceite Multigrado es el más usado actualmente en los coches. Dentro de los Multigrados nos encontramos con los aceites Sintéticos, Semi-Sintéticos y Minerales. Un ejemplo de estos aceites son los 5w30 ó 5w40. Estos aceites sintéticos pueden trabajar con temperaturas inferiores a -30º C y también superiores a 50º C.

tipos-aceite

A la hora de comprar el aceite para nuestro coche, debemos de comprar el del grado recomendado por el fabricante, ya que si compramos aceite con otra viscosidad podemos tener serios problemas en nuestro vehículo.

Por otro lado tenemos los aceites monogrados, muy poco usados hoy en día. Estos aceites tienen una única viscosidad como SAE 40 o SAE 50, por ejemplo, y se suelen usar como relleno.

Todos los aceites que nos encontraremos, deben estar testados por el Instituto Americano del Petróleo y así debe figurar en a propia lata de aceite con las siglas API.

Con el paso de los años, los motores de los coches han evolucionado mucho, usándose una gran variedad de aceite con distintas propiedades. Por este motivo, existen diversas normas API, que se ajustan a cada motor, por lo que debemos comprar el aceite correspondiente a nuestro coche.

Por último, no está de más recordar que, en caso de sustituir el aceite de coche en nuestra propia casa, debemos llevar el aceite usado a un Punto Limpio para su correcto tratamiento, no tirándolo directamente a la basura.

Estamos a vuestra  disposición para cualquier consulta en entrepuentes@entrepuentes.es ó en le teléfono 924 279 690

Fuente: tallervirtual.com

¿Qué es un neumático?

neumaticos

Vale, la pregunta es sencilla y todos lo sabemos pero, ¿sabrías decirme detalladamente las funciones del neumático y sus características? ¿Conoces tus neumáticos a fondo? Entre hoy y mañana vamos a hablar de los neumáticos y varios consejos para mantenerlos en buen estado y, por lo tanto, circular seguros en la carretera.

El neumático está fabricado básicamente de caucho y se instala en la llanta de nuestro coche. Gracias al neumático el coche tiene adherencia a la carretera, estabilidad al circular y confort de marcha.

Además, se trata de la única parte de nuestro coche que se encuentra en contacto con el asfalto. Por este motivo, es uno de los elementos más importantes para el comportamiento dinámico de nuestro coche.

Dependiendo del tipo de neumático que tengamos instalado en nuestro coche, también influye sobre la tracción, dirección, amortiguación, estabilidad y soporte de la carga de nuestro coche. Para que el neumático cumpla como es debido todas estas funciones, el neumático debe estar en perfecto estado. Con esto queremos decir sin ningún tipo de corte, grieta o deformación, además de una presión de inflado correcta.

conoce-neumaticos

Un neumático posee muchas características. Sin embargo, una de las características más importantes de un neumático es la elasticidad. Gracias a la elasticidad, un neumático puede soportar los grandes esfuerzos exigidos diariamente.

Otra característica muy importante de un neumático es la durabilidad, debiendo realizar sus funciones de forma correcta durante toda su vida útil. En cuanto a la adherencia, ésta debe ser buena tanto sobre suelo seco como sobre suelo mojado.

Cada neumático posee un dibujo distinto, que le confiere unas determinadas propiedades. Según el tipo de dibujo que tenga la banda de rodadura del neumático, le permitirá evacuar de forma correcta el agua de la lluvia o los charcos.

Con un mal diseño del dibujo del neumático, así como con una profundidad de la banda de rodadura inferior a 1,6 milímetros (o que el neumático se encuentre desgastado de forma irregular), el neumático puede llegar a flotar sobre el agua, con el consiguiente peligro y pérdida de control que esto supone. En estos casos, estamos sufriendo aquaplaning, por lo que debemos tratar de evitar esta situación.

Estamos a vuestra  disposición para cualquier consulta en entrepuentes@entrepuentes.es ó en le teléfono 924 279 690

Fuente: tallervirtual.com

Cambiar las escobillas limpiaparabrisas

escobillas-limpiaparabrisas

Ya estamos en Septiembre y en algunos sitios ya se nota que no hace tan buen tiempo como en verano. Nos guste o no, ya nos tenemos que ir acostumbrando al frío y a la lluvia, en definitiva, al mal tiempo.

Para entrar con buen pie en una época que empieza a llover más, es importante tener nuestro coche en buen estado y, en este caso, vamos a hablar de las escobillas limpiaparabrisas que nos ayudan a tener una buena visibilidad de la carretera.

Con el paso del tiempo, sobre todo en épocas de calor como verano, las escobillas limpiaparabrisas se van endureciendo, hasta que llega un momento en el que se rompen. Como consecuencia, al activar el limpiaparabrisas, limpian mal, no dejándonos ver con claridad la carretera y, como consecuencia, aumentando la inseguridad al volante.

Estamos en una época propicia para sustituir las escobillas limpiaparabrisas e ir preparando poco a poco nuestro coche para el invierno. Sustituir las escobillas limpiaparabrisas es una tarea muy sencilla, aunque en algunas ocasiones se complica, que podemos realizar nosotros mismos.

escobilla

Además, con el paso del tiempo conviene revisar el estado de las escobillas limpiaparabrisas. Por ejemplo les podemos echar un vistazo cada seis meses. Las condiciones atmosféricas adversas como las heladas, el calor o suciedad en el ambiente pueden dañar gravemente las escobillas, con lo que perderemos visibilidad.

Es recomendable sustituir las escobillas limpiaparabrisas todos los años, una vez que haya finalizado el verano. Es muy sencillo saber cuando tenemos las escobillas en mal estado. Por ejemplo, cuando hacer ruido o cuando observamos que no limpia de forma uniforme.

Estamos a vuestra  disposición para cualquier consulta en entrepuentes@entrepuentes.es ó en le teléfono 924 279 690

Fuente: tallervirtual.com

Cómo conducir un coche con cambio automático

cambio-automatico

Tradicionalmente, los coches europeos siempre fueron coches con cambio manual. Sin embargo, de unos años a esta parte, hemos podido ver como, cada vez, hay más coches con cambio automático por nuestras carreteras. Esto puede ser debido a la proliferación de cajas de cambio automáticas de última generación como, por ejemplo, el DSG de Volkswagen.

Si alguna vez has conducido un coche con cambio automático, sabrás que llevan un pequeño proceso de adaptación, ya que carecen de pedal de embrague. Si nunca has conducido un coche automático, pero te seduce la idea, os vamos a explicar las peculiaridades de estos coches.

Al estar acostumbrados a un vehículo manual, cuando nos subimos a uno con cambio automático, lo primero que hacemos es buscar el embrague con el pie izquierdo. Debemos tener cuidado e intentar mantener esta pierna alejada de la zona de los pedales.

Si instintivamente buscamos el pedal del embrague, lo que conseguiremos es encontrar el pedal del freno. Pero eso no es lo peor, ya que el embrague siempre se pisa a fondo, por lo que, en este caso, pisaríamos a fondo el pedal de freno de nuestro coche, provocando una fuerte frenada y, dependiendo de las circunstancias, con peligro de accidente.

cambio-automatico-pedales

Otro cambio significativo lo encontramos en la palanca de cambios. Los coches manuales tienen una palanca de cambios en H, en la que nosotros debemos introducir la marcha a la que queremos circular. En cambio, los vehículos con cambio automático disponen de varias posiciones básicas:

  • P, de parking. Esta posición sirve para inmovilizar totalmente nuestro coche.
  • R, de marcha atrás.
  • N, neutro. Esta posición equivale al punto muerto.
  • D, de drive. Con esta posición conduciremos normalmente.

Pero eso no es todo, dependiendo del cambio automático, nos podemos encontrar más posiciones como 2, 1, D3 y D4. Estas posiciones equivalen a las marchas de un cambio manual.

Por seguridad, a la hora de arrancar un coche con cambio automático, debemos pisar el pedal del freno. Posteriormente llevaremos la palanca de cambios a la posición D y, al soltar el freno poco a poco, el coche comenzará a avanzar hacia adelante.

Cuando aparcamos, debemos dejar siempre la palanca en la posición P. En la mayoría de los coche, si no dejamos la palanca en la posición P de parking, no nos permitirá retirar la llave del contacto.

Estamos a vuestra  disposición para cualquier consulta en entrepuentes@entrepuentes.es ó en le teléfono 924 279 690

Fuente: tallervirtual.com